Categorías
Comunitario

Se inició la revisión de trabajadores y visitantes a la Terminal Terrestre de Guayaquil y Palacio Municipal

La revisión con detector de metales a usuarios y personal que entra y sale de espacios de mayor afluencia en Guayaquil empezó a aplicarse este jueves. La medida, que es de carácter progresivo, ya se aplica en el terminal terrestre Jaime Roldós Aguilera y en el Palacio Municipal.

 

La iniciativa se desarrolla por disposición de la alcaldesa Cynthia Viteri, tras el hallazgo de tacos de dinamita en uno de los baños del edificio de la principal Terminal Terrestre de la ciudad. En ese lugar se efectúan los controles aleatorios en las puertas y, en varios casos, se hace revisión de maletas, mochilas y carteras.

 

“Es una manera de viajar más segura”, fue la reacción de Paola Herrera, quien llegó a la urbe porteña desde el cantón El Triunfo para cumplir varias actividades. La mujer destacó el esfuerzo para precautelar la seguridad de los viajeros. Ella pasó la revisión efectuada por los guardias de seguridad.

 

Norma Banchón también mostró a los agentes el interior de su cartera. “Eso nos da tranquilidad, no soy guayaquileña, pero me permite saber que voy a viajar segura hasta mi ciudad”, contó la mujer que reside en Milagro y que una vez al mes viaja a Guayaquil para controles médicos en Solca.

 

Jorge Pinto, gerente general de la Fundación Terminal Terrestre de Guayaquil, explicó que para los operativos en las dos terminales se han desplegado 150 guardias para el control las 24 horas del día. También hay más de 150 cámaras.

 

Pinto agregó que en primera instancia las revisiones al público se desarrollan en tres puertas principales y progresivamente se irán sumando otras dos.

 

Mientras, en el Palacio Municipal también se efectuaron los controles en los diversos accesos. Guido Guamán es uno de los usuarios que acudió a realizar un trámite. “Me parece oportuna esta acción para salvaguardar la seguridad e integridad”.