Categorías
Comunitario

Sector de la Bahía amaneció con resguardo municipal para evitar aglomeraciones y enfrentamiento entre comerciantes

300 Agentes de Control del Cuerpo Metropolitano, delegados de Justicia y Vigilancia, Aseo Cantonal y Mercados, Espacio y Vía Pública, y Policía Nacional, más 12 camionetas municipales, 7 motocicletas y un camión, llegaron a las 05h00, de este viernes 4 de diciembre, a las calles Chimborazo y Capitán Nájera, en el sector de la Bahía, casco comercial de la ciudad, para controlar el orden y el cumplimento de las medidas de bioseguridad de evitar aglomeraciones por las ventas que se generan en el mes de diciembre, y que pueden propiciar el contagio del COVID-19.

El comandante Jaime Dávalos, director del Cuerpo de Agentes de Control Metropolitano de Guayaquil (CUACME) señaló que se desplegó al personal en diversos puntos de la ciudad. “Tomamos posesión de todo el perímetro. Los vendedores, hasta ahora, acatan la disposición, no se han roto los sellos de clausura en las bódegas, a excepción de un local, en la avenida Olmedo y Eloy Alfaro, que fue notificado al personal de Justicia y Vigilancia, para las acciones respectivas», precisó Dávalos.